Se ha producido un error en este gadget.
Hoy vas a descubrir que el mundo es SOLO PARA TI, que NADIE puede hacerte daño...

22 de junio de 2011

Quizás esperaba demasiado.

Esperaba darme la vuelta y verte ahí. Haberme girado y ver tu bonita sonrisa una vez más. Encontrarme con tus ojos, mirándome con alegría, con cariño. Esperaba poder encontrarme con tu tacto una vez más. Que me rodeases con tus brazos, que me recibieses una última vez a tu lado. Esperaba que cada crujido de hojas, cada chasquido a mi espalda que escuchaba, fueses tú. Pero en realidad, cada chasquido, cada ruido, no eran más que ilusiones vacías, fuera de contexto, que se esfumaban como volutas de humo en el aire. Esperaba poder escuchar tu voz y recordarte, pero parece que esperaba demasiado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario